Crema de calabaza mediterránea: perfecta para la temporada de frío

Tiempo de lectura: 2 minutos

Se empieza a sentir el frío de la temporada… Consiéntete con esta deliciosa receta

El otoño llegó y con él la temporada de frío. En estos días solemos ajustar un poco nuestra alimentación para incorporar recetas de comidas que ayuden a mantenernos calientitos, comúnmente sopas, caldos, estofados y cremas de verduras.

¿Conoces los beneficios de las cremas de verduras?

Las cremas de verduras se preparan mayormente con hortalizas y lácteos, aportando una gran cantidad de fibra, minerales y vitaminas. Además, cuando se le incorporan carne o pescado, también se añaden proteínas, lo que hace de este platillo una opción muy rica en nutrientes.

Consiente a tus seres queridos con una deliciosa crema de verduras casera. Te compartimos esta exquisita receta, perfecta para disfrutar calientita.

Para evitar que los nutrientes de la crema de verduras se reduzcan debido a la cocción de sus ingredientes, te recomendamos cortar los vegetales en grandes trozos para conservar mayor cantidad de vitaminas.

Ingredientes

4 porciones

 

 

 

  • 600 g de calabacita
  • 1 cebolla mediana
  • 1 papa mediana
  • ½ taza de crema o de leche evaporada
  • 1 taza de caldo de pollo
  • Aceite
  • Sal (al gusto)
  • Pimienta negra recién molida (al gusto)
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Encuentra los ingredientes en

Preparación

  1. Pela la cebolla y pícala en julianas y reserva. Toma la papa, quítale la cáscara y córtala en cubos.
  2. En una olla con un poco de aceite, sofríe la cebolla y la papa durante 5 minutos a fuego medio. Sazona al gusto.
  3. Corta las calabazas en varios trozos y añádelos a la olla.
  4. Mezcla y sigue cocinando por 5 minutos a fuego medio para ir ablandando las verduras.
  5. Sazona ligeramente de nuevo y posteriormente vierte el caldo de pollo o, en su defecto, agua caliente con medio cubito de concentrado disuelto. Procura cubrir todas las verduras.
  6. Cuece durante 20 minutos a fuego medio con la olla tapada de manera que esté siempre hirviendo suavemente, con pequeños borbotones.
  7. Pasado el tiempo, retira del fuego, añade la crema o leche y mezcla bien. Con el calor que tiene la olla bastará para que se cocine suavemente.
  8. Una vez que esto ocurra, coloca todo en la licuadora y mezcla hasta lograr una consistencia espesa. Puedes agregar un poco más de caldo hasta conseguir la textura deseada.
  9. ¡Sirve! Para decorar, puedes añadir un poco de perejil fresco picado y unos croutones de pan.

¡Prepara esta receta en casa! Aprovecha los precios bajos de Walmart, haz tu súper en línea y disfruta la frescura que tanto te encanta. 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp