Receta fácil de cupcakes para hacer con niños

Tiempo de lectura: 2 minutos

Haz que la cocina sea divertida para tus hijos. Creen juntos estas pequeñas delicias

Ahora que los niños están pasando mucho tiempo en casa, suelen aburrirse si realizan las mismas actividades todos los días. ¡Sácalos de la rutina y mételos a la cocina! Preparen juntos esta receta fácil de cupcakes.

¿Cómo hacer cupcakes?

Un cupcake es un pequeño pastelito preparado en moldes individuales, muy similares a los de los muffins. Puede ser de sabores y decorado en infinidad de formas; en esta ocasión te enseñaremos a preparar unos sabor vainilla.

Para evitar que tus cupcakes se desborden al hornearlos, rellena sólo hasta ¾ de cada capacillo.

Ingredientes

Para el pan de los cupcakes (8 porciones, aprox.)

  • 110 g de harina de trigo
  • 110 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 80 g de azúcar
  • 2 huevos
  • 1 cucharada de polvo para hornear
  • 1 cucharada de extracto de vainilla

Para la crema de mantequilla

  • 250 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 250 g de azúcar glass
  • 2 a 3 cucharadas de leche semidescremada
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
Encuentra los ingredientes en

Preparación

Para el pan

  1. Precalienta el horno a 180 ºC durante unos 10 minutos.
  2. En un recipiente hondo, vierte la mantequilla a temperatura ambiente y agrega el azúcar. Mezcla hasta obtener una masa de consistencia cremosa.
  3. Añade los huevos y bate perfectamente.
  4. Incorpora la harina y el polvo para hornear cernidos con un colador para hacer la masa más esponjosa. Mezcla de nuevo hasta que quede homogénea.
  5. Agrega el extracto de vainilla y mezcla.
  6. Usa un molde para magdalenas, y coloca un capacillo en cada espacio. Rellena con la mezcla hasta aproximadamente ¾ de su altura.
  7. Hornea los cupcakes durante 20 minutos a 180 ºC. Sácalos y déjalos enfriar.

 

Para la crema de mantequilla

  1. En un bowl mezcla mantequilla, leche y extracto de vainilla y mezcla.
  2. Añade el azúcar glass cernido y mezcla con tu batidora o manualmente a una velocidad media-alta hasta que adquiera textura cremosa y la mezcla se torne casi blanca. Puedes utilizar colorantes vegetales para darle otros tonos.
  3. Rellena una manga pastelera con la mezcla y decora los cupcakes.

Deja que tus niños se encarguen de decorar sus cupcakes, así se sentirán orgullosos de sus propios diseños. Sigue fomentando su creatividad con estos juguetes para hacer golosinas.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp